En los verdes relojes de la huerta

¿Cómo podría ser que este alboroto
del agolpado y rumoroso huerto,
frutas, músicas, hojas y lechuzas,
fábulas ruidosas y granadas,
campanillas y zorros de la sombra,
en mojado concierto, no cantaran
sino sólo el clamor de la verdura
no dejándome oír la nota última,
la más grave y secreta, la que hiere
mi corazón con flautas agoreras?

RAFAEL SOTO VERGÉS

Enlaces

Wikipedia

Anuncios